En este caso de estudio analizamos cómo un gran y moderno centro educativo danés, el VUC Lyngby, afrontó sus necesidades de educación a distancia y la razón por la cual eligió a AREC.

Como muchos de sus estudiantes sólo pueden asistir a las clases de manera remota, se convirtió en algo primordial para VUC Lyngby disponer de las herramientas adecuadas para el aprendizaje a distancia, tanto público como privado. Estas necesidades fueron totalmente resueltas gracias a las soluciones de AREC y ahora el centro puede trasladar sus actividades hacia el modo online en su totalidad.

VUC Lyngby es un centro que ofrece cursos a estudiantes jóvenes y mayores y a profesionales en activo, en una gran variedad de disciplinas. Atrae a estudiantes de toda la isla de Selandia, la isla más grande de Dinamarca, donde se encuentra la capital, Copenhague. Tiene más de 2000 estudiantes realizando cursos simultáneamente, y más de 800 de ellos son estudiantes a tiempo completo. Con esa cantidad de estudiantes que dependen de VUC Lyngby, no es sorprendente que el centro comenzara a buscar soluciones de aprendizaje por internet en el momento en que se establecieron las restricciones de la pandemia.

Esta solución de e-learning tenía que ser altamente funcional, ya que VUC Lyngby ofrece cursos no sólo en materias generales, como las matemáticas, sino también cursos personalizados para empresas privadas, que deben permanecer como confidenciales.

Las soluciones de AREC encajaban perfectamente en el proyecto con dos productos: la LS-300 Media Station y RADA HDMI to USB Bridge.

La Media Station es capaz de transmitir un vídeo totalmente personalizable compuesto por tres fuentes de vídeo distintas, con audio mezclado, a dos CDNs populares al mismo tiempo (VUC Lyngby utiliza YouTube para ello). Y con RADA HDMI a USB Bridge, el centro también puede convertir este mismo video proveniente de la Media Station y llevarlo por USB para usarlo en aplicaciones de videoconferencia como una cámara web (el centro usa Microsoft Teams). Además de eso, AREC LS-300 puede ser controlado de varias maneras, y en este caso, VUC Lyngby optó por un panel de control que hizo que cambiar los diseños del vídeo y los elementos gráficos sobre la marcha fuera tan fácil como debería ser.

Con el toque final de dos cámaras IP PTZ para el orador y la audiencia, y proyectores para la visualización de imágenes locales, la instalación estaba completa y el centro culminó la tarea de actualización del e-learning con sobresaliente.

Las soluciones de AREC están disponibles en España a través de la red de integradores de AVIT VISION. Para más información, acude a https://avitvision.es/arec